Protestan en Mar del Plata por decisión de derivar de guardias a otras dependencias casos de IVE

Comparte a través de:

Integrantes de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito y de la Multisectorial de la Mujer de Mar del Plata se manifestaron hoy frente a la municipalidad de General Pueyrredón en protesta porque se dispuso que el personal que preste servicios en las guardias de los Centros de Atención Primaria deben derivar pacientes al Programa de Salud Sexual y Reproductiva de la comuna cuando se requiera la Interrupción Voluntaria del Embarazo para la atención del caso.

Los manifestantes entendieron que esa decisión restringe el derecho a la interrupción voluntaria del embarazo, garantizada por ley en Argentina.

La protesta de este viernes se originó a partir de las decisión de la Secretaría de Salud municipal del 5 de octubre, que comunicó mediante una nota a los Centros de Atención Primaria de la Salud (CAPS) de Mar del Plata y Batán que prohibía cualquier práctica relacionada con la interrupción voluntaria del embarazo (IVE) o interrupción legal del embarazo (ILE) en esos establecimientos durante los horarios en que atiendan las guardias.

«Los profesionales de la división no podrán realizar en sus horas moduladas o extraordinarias de consultorio o guardias, actividades relacionadas con el IVE/ILE. Los mismo corre para los profesionales de otras divisiones o secretarias que cumplan funciones en nuestras guardias tampoco están autorizados a hacerlo», señalaron funcionarias de la Secretaría de Salud en su texto de respuesta a solicitudes de trabajadores de la División Clínica Médica.

Abigail Araujo, referente del Frente de Mujeres y Diversidad de la Central de Trabajadores de Argentina (CTA), manifestó a Télam que la «la decisión del intendente (Guillermo Montenegro) es una obstaculización del derecho de las mujeres y de las personas a decidir al derecho de abortar».

«Repudiamos esta decisión y responsabilizamos al intendente local porque es la autoridad máxima de esta ciudad y es quién decide las políticas públicas de salud municipal», agregó.

Y anticipo que se seguirán manifestando «hasta que de marcha atrás con esta decisión ya que va en contra de la ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo, impidiéndoles a las mujeres y personas capacitadas para gestar el acceder al aborto».

A través de un comunicado, la Red de Profesionales de la Salud por el Derecho a Decidir de Mar del Plata- Batán, también mostró su preocupación y disconformidad por la decisión municipal firmada por la Mónica Listosella, jefa de División de Clínica Médica, Verónica Palmisciano, directora General de Salud, y Carina Conde, subsecretaría de Salud, autoras del texto remitido al personal médico.

«Consideramos que este tipo de decisiones va en contra de la efectiva implementación de la Ley 27610 (de IVE), vulnerando los derechos de las personas que desean acceder a una interrupción voluntaria del embarazo y restringe la formación de nuevos equipos de atención en el municipio, sobrecargando los ya existentes», expresó la Red en un comunicado.

Asimismo, remarcó que «es ilegal que una jefatura prohíba a sus profesionales determinadas prácticas que competen a la profesión médica independientemente de su especialidad».

«Los profesionales de la División de Clínica Médica realizan guardias en Centros de Atención Primaria de la Salud de las cuales 5 cuentan con atención las 24 horas, en sitios mayormente alejados, por lo cual negarse a la atención de situaciones de aborto expone a las personas a riesgo de vida», advirtió la organización de profesionales.


Fuente Télam