Exhuman 46 cuerpos NN en Colombia como parte del proceso de verdad y justicia

Comparte a través de:

La Unidad de Búsqueda y la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) de Colombia terminó hoy de exhumar 46 cuerpos en un cementerio del sur de Colombia que «podrían corresponder» a personas desaparecidas durante el conflicto armado, incluso varios menores de edad que podrían haber sido reclutados por la ahora extinta guerrilla FARC.

Como parte de una de las grandes causas que investiga la JEP por el reclutamiento ilegal de menores durante el conflicto armado, la unidad -creada por la jurisdicción especial como parte de la implementación del acuerdo de paz firmado en 2016- busca recuperar los cadáveres de personas no identificadas que podrían ser, en primera instancia, víctimas del conflicto y, en segunda, menores que combatieron.

“Reconocemos las necesidades de las familias de conocer la suerte y paradero de sus seres queridos y también el significado que el cementerio tiene para la comunidad como lugar de recepción de cuerpos de personas que perdieron su vida en el contexto del conflicto armado. Por eso, hemos hecho un abordaje dignificante para quienes es importante esclarecer la suerte y paradero de las personas dadas por desaparecidas que permita contribuir a la reparación», explicó Luz Marina Monzón Cifuentes, directora de la Unidad de Búsqueda de Personadas dadas por Desaparecidas.

También celebró el avance Lily Rueda Guzmán, magistrada líder del Caso 07 sobre Reclutamiento de niños y niñas, de la Sala de Reconocimiento de la JEP,

“Con estas acciones buscamos encontrar la verdad sobre si algunos de los cuerpos corresponden a menores de edad reclutados, lo que pudo haberles ocurrido y entender cómo la comunidad de la Unión Peneya se vio afectada por el reclutamiento de niños y niñas. Esperamos también poder contribuir a sanar el dolor de las familias afectadas», explicó, citada por el diario local El Nuevo Siglo.

Los 46 cuerpos recuperados fueron entregados al Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses para su plena identificación. Una vez practicados todos los análisis correspondientes se podrán establecer con precisión las características individuales y antropológicas de los cuerpos recuperados, entre ellas, el rango de edad.

Con esta iniciativa se pretende localizar un universo inicial de 1.823 personas desaparecidas y se trabaja para responder a 124 solicitudes de búsqueda recibidas.

En Colombia hay 9.113.500 víctimas del conflicto, casi el 18% de la población, según el Registro Único de Víctimas, entre ellas cinco millones de personas desplazadas, casi 12.000 víctimas de minas antipersona y, al menos, 80.000 desaparecidos.

Fuente Télam