EEUU presiona a Irán por ciudadano retenido que según su familia necesita cirugía urgente

Comparte a través de:

El secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, instó hoy a Irán a que permita que un ciudadano iraní-estadounidense, condenado por espionaje y al que se le impide salir de ese país, busque atención médica, luego de que su familia afirmara que su vida depende de una cirugía urgente en el extranjero.

Los abogados de Baquer Namazi, un exfuncionario del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) condenado por espionaje para Estados Unidos en Irán junto con su hijo Siamek, denunciaron que las autoridades se niegan a emitirle el pasaporte iraní que necesita para abandonar el país porque Teherán no reconoce doble nacionalidad.

Baquer Namazi, de 84 años, cuya pena por espionaje fue conmutada a principios de 2020, tiene un bloqueo en el 95-97% de una de las arterias principales que irrigan el cerebro y necesita cirugía en un plazo de siete a 10 días, dijo su familia, según la agencia de noticias AFP.

«Baquer Namazi necesita cirugía inmediata, y el gobierno iraní debería permitirle buscar la atención médica necesaria para salvar su vida», tuiteó, por su parte, Blinken.

«Han pasado casi seis años desde que vio a sus hijos. En un momento como este, debería estar rodeado de toda su familia», agregó.

El 28 de septiembre, sus médicos llegaron a la conclusión de que debía ser operado en un plazo de siete a diez días, manifestó otro de sus hijos, Babak Namazi, durante una conferencia de prensa virtual.

Namazi podría ser operado en Irán, pero sus abogados dicen que sería una situación muy estresante después de cuatro años de detención y en un país que aún sufre la pandemia del coronavirus.

En tanto, el vocero del Departamento de Estado, Ned Price, anunció que la liberación de los Namazi, así como la de otros estadounidenses en Irán, era una «prioridad absoluta» para el gobierno del presidente Joe Biden, pero que era más eficaz plantear los casos «fuera del foco público».

 

Fuente Télam