Del Caño advirtió que el macrismo quiere «la reforma laboral» durante su visita a Mar Del Plata

Comparte a través de:

El candidato a diputado nacional por el Frente de Izquierda-Unidad (FIT-U) , Nicolás Del Caño, recorrió la ciudad de Mar del Plata acompañado por los candidatos locales de cara a las elecciones legislativas de 14 de noviembre y sostuvo que la oposición de derecha (Juntos por el Cambio) intenta «volver con las viejas recetas de la reforma laboral» luego del resultado electoral de las primarias abiertas, simultáneas y obligatorias (PASO).

«Hay una lectura intencionada del resultado electoral que es aprovechada desde un sector de la oposición de derecha para intentar volver con las viejas recetas de la reforma laboral y de eliminar las indemnizaciones, con el falso argumento de que sería una de las trabas para generar trabajo e inversión», afirmó Del Caño durante una recorrida realizada ayer en la ciudad balnearia, según indicó un comunicado del FIT-U.

En ese sentido, el candidato manifestó que la oposición intenta «instalar que la única forma de crear empleo es barriendo con los derechos laborales» o que la desocupación y la informalidad reinantes «son causadas por la protección legal que la clase trabajadora conquistó con sus luchas históricas».

«La pérdida de derechos no crea nuevos puestos de trabajo, solo permite aumentar la ganancia empresaria, como vimos en los ’90. La realidad es que hoy gran parte la clase trabajadora, empezando por la juventud, trabaja precarizada», remarcó.

Del Caño reiteró además el rechazo de su espacio a la «reforma laboral» y defendió la reducción de la jornada laboral «a seis horas sin afectar el salario» como parte de las propuestas electorales de la coalición.

La visita del postulante arrancó en la tradicional Confitería Boston, que «fue recuperada por sus trabajadoras y trabajadores» y luego se reunió «con familiares de los buques pesqueros El Repunte y Rigel» hundidos durante travesías marítimas, y con los padres de Lucía Pérez y de Brandon Romero, que «siguen luchando por justicia».

En ese marco, consideró que el Gobierno solo se «pronuncia de palabra contra la reforma laboral» porque permite «que se avance en modificaciones por sector» como el caso de Toyota donde «con la complicidad de la burocracia sindical» avanzaron sobre el convenio, «imponiendo por ejemplo que los sábados se trabaje en forma obligatoria».

«Nosotros tenemos una propuesta muy clara que se contrapone a los que dicen que hay que flexibilizar aún más a los trabajadores, que es la reducción de la jornada a seis horas, cinco días a la semana con un salario que cubra la canasta familiar», subrayó y agregó que esto permitiría «repartir las horas de trabajo y generar puestos de trabajo genuino».

«Solo aplicada a las grandes empresas, permitiría crear 900 mil nuevos puestos de trabajo genuino. Es una propuesta muy importante para la juventud que muchas veces no puede seguir estudiando porque no tiene trabajo o si lo tiene es de manera precaria”, afirmó Del Caño.

Finalmente consideró que estamos en «una situación social muy crítica», donde» nada bueno» se puede esperar siguiendo de la mano del FMI.

«Tenemos el desafío de conquistar bancas de la izquierda para ponerlas al servicio de las luchas del pueblo trabajador como siempre hemos hecho», concluyó.

Fuente Télam