Condenan a cuatro personas por el crimen de un hombre en Jujuy

Comparte a través de:

Cuatro personas fueron condenadas hoy a penas de 5 y 10 años de prisión por matar a golpes y puñaladas de un hombre, en mayo de 2016, en la ciudad jujeña de Libertador General San Martín, informaron hoy fuentes judiciales

En su fallo, el Tribunal en lo Criminal (TOC) 3 de Jujuy impuso la pena más alta a Balbina Analía Vidaurre, considerada autora del «homicidio con arma blanca» de Rubén Carlos Flores; mientras que Gisela Fernanda Agüero, Atilio Marcelo Álvarez y Héctor Sebastián Digan recibieron la mitad de años por ser «partícipes secundarios» del mismo delito.

El veredicto fue dado a conocer en las últimas horas por el juez Mario Ramón Puig – presidente de trámite-, y la jueza María Margarita Nallar.

De acuerdo con la acusación, el 15 de mayo de 2016, a las 8.45, Flores se presentó en el domicilio de Vidaurre, ubicado en el barrio 9 de Febrero de Libertador General San Martín, con el propósito de ver a Graciela Inés Escalante (tía de la acusada) con quien tenía una relación sentimental pero ésta se encontraba durmiendo.

En ese momento, Vidaurre, su concubino Álvarez, Agüero (hija de Escalante) y Digan (pareja de Agüero) ingerían bebidas alcohólicas y salieron de la vivienda, y junto con otro hombre no identificado hasta el momento mantuvieron una pelea con la víctima a quien le propinaron patadas y golpes de puño en todo el cuerpo.

La golpiza continuó cuando Flores cayó de rodillas y fue atacado en la espalda por Vidaurre con un elemento punzo cortante que le provocó lesiones traumáticas en órganos vitales.

Pese a esto, la víctima pudo levantarse y pedir auxilio en un inmueble ubicado en avenida Yuchán del barrio Eva Perón de esa ciudad, dedicado a la venta de empanadas.

Por su parte, Vidaurre y Agüero siguieron a la víctima y al ingresar al local, la primera tomó un escobillón y luego una silla para continuar golpeando a la víctima, hasta que intervino uno de los dueños de la casa.

Tras el ataque, ambas mujeres luego se retiraron del lugar, en tanto que la víctima fue trasladada al hospital Oscar Orías, adonde llegó sin vida.

Durante el juicio, el fiscal Alejandro Maldonado solicitó para Vidaurre 10 años de prisión y para los demás imputados la mitad de esa pena.

Mientras que la defensa de Vidaurre y Álvarez, ejercida por José Castro, solicitó la absolución por el beneficio de la duda, al igual que la defensora oficial penal, Adriana Fernández para los otros dos imputados.

 

Fuente Télam