Comenzó en Corrientes juicio por la muerte de ocho obreros tras el derrumbe en un edificio

Comparte a través de:

El juicio por la muerte de ocho obreros tras el «trágico» derrumbe en un edificio en construcción en 2012 comenzó hoy en la capital de Corrientes con tres imputados y más de 50 testigos que pasarán a lo largo del proceso, informaron fuentes judiciales.

Los imputados que serán juzgados en el Tribunal Oral Nº1 de Corrientes por el delito de “Estrago culposo agravado por poner en peligro de muerte a alguna persona y causar la muerte de alguna persona”, son el ingeniero Walter Bruquetas, el arquitecto Marcelo Mayer y el capataz Carlos Valenzuela, quienes tenían a su cargo los trabajos que se estaban realizando en el edificio.

El derrumbe ocurrió el 22 de marzo de 2012 en el sexto piso de un edificio en construcción ubicado en la calle San Martín al 600, de la Capital de Corrientes, desde donde se cayó la parte superior de la estructura junto con los obreros.

Como consecuencia del hecho hubo ocho víctimas fatales: Marcos González, Ramón Zacarías, Diego Rodríguez, Jorge Acevedo, Eduardo Acevedo y William Valenzuela, Enrique Sosa y Pablo Medina, además de cuatro heridos, dos de ellos graves.

La causa se elevó a juicio el lunes 7 de mayo de 2018, pero su inicio tuvo al menos tres suspensiones y en esta oportunidad, la modalidad dispone que los acusados participen de forma virtual, mientras que en el Tribunal estarán presentes los abogados de las partes.

Rosa Urbina, madre de Diego Rodríguez, uno de los obrero que perdió la vida en el lugar, cuestionó que el debate, tras nueve años de espera, se realice de manera virtual.

“No nos me cayó bien, porque hace nueve años venimos esperando y pidiendo encontrarnos frente a frente con los responsables”, dijo la mujer a la prensa.

Y agregó, sobre los imputados, “queríamos verle las caras, qué hacen cuando nos ven, qué reacciones tienen, ellos no quieren sentarse frente a nosotros en el banquillo de acusados”.

“Queríamos saber qué declaraciones dan sobre lo que sucedió, por qué sucedió, qué pasó”, añadió Urbina a Radio Dos.

Por su parte, el abogado de la querella, Rubén Leiva, dijo en la sede del Tribunal que “hubo un mecanismo perverso de los empresarios, de construir más pisos de los autorizados, para después pagar multas irrisorias”.

Además, en la sede del Tribunal Oral Penal N°1 se realizó hoy una audiencia de solicitud de probation o suspensión de juicio a prueba, presentada por parte de la defensa de uno de los imputados.

Sobre la petición, fuentes judiciales informaron oficialmente que “el Tribunal tramitó la admisibilidad formal de la probation, por lo que en la próxima jornada que será el viernes 29 de octubre, serán se analizadas”.

Sobre esto, Leiva expresó que los empresarios “hicieron un planteo irrisorio que no será aceptado por mis representados” y señaló que “este es un juicio de ricos contra pobres”.

“Será un juicio largo y la balanza está del lado del señor dinero, del señor empresario”, concluyó el letrado de la querellada en diálogo con la prensa.

El Tribunal que tendrá a su cargo determinar la responsabilidad o no de los implicados está formado por Raúl Guerín, como presidente; y las doctoras Cynthia Godoy Prats y Ana Figueredo, como vocales.

Fuente Télam