Boris Johnson prometió romper el protocolo de Irlanda del Norte, según un diputado del DUP

Comparte a través de:

El primer ministro británico, Boris Johnson prometió que personalmente iba a «romper» el Protocolo de Irlanda del Norte, una vez que se hubiese acordado el Brexit con Bruselas, aseguró hoy el diputado del Partido Unionista Demócrata (DUP) Ian Paisley Jr.

Paisley hizo estas declaraciones a la cadena de televisión británica BBC, pocas horas después de que el exasesor de Johnson Dominic Cummings afirmara que el primer ministro siempre tuvo la intención de firmar el acuerdo de salida en enero de 2020 y «deshacerse» del protocolo que no les gustaba.

Esta afirmación la habría hecho antes de que los parlamentarios votaran sobre el acuerdo de salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE) en 2019.

El denominado Protocolo de Irlanda -uno de los puntos más conflictivos del Tratado del Brexit- determinó que la provincia británica de Irlanda del Norte permanecería bajo algunas reglas del bloque comunitario para evitar el regreso de una frontera comercial dura con la República de Irlanda.

Este plan tenía por objetivo evitar la existencia de una frontera física en Irlanda y ayudar a proteger el delicado Acuerdo de Viernes Santo, firmado en Belfast en 1998, que puso fin a la violencia en la región.

Mientras tanto la UE reiteró ayer que rechaza cualquier renegociación de dicho protocolo, luego que el Reino Unido comenzara a intentar cambiar el acuerdo para permitir que las mercancías circulen más libremente entre Irlanda del Norte y el resto del territorio británico.

La UE dijo que su nuevo plan eliminaría alrededor del 80% de los controles al azar y reduciría el papeleo aduanero en un 50%.

Sin embargo, las medidas no satisfacen las demandas del Reino Unido de cambiar fundamentalmente el protocolo eliminando al Tribunal de Justicia de las Comunidades Europeas (TJCE) de su función de supervisión, según la BBC.

En declaraciones a la BBC, la diputada laborista Emily Thornberry dijo que una vergüenza que el Reino Unido juegue de esa forma con otros países en lo que respecta al derecho internacional.

«Creo que renunciamos como país, no tenemos la misma reputación internacional, si nuestra palabra no es nuestro vínculo», dijo a Sky News.

“Creo que es espantoso que la gente incluso piense en representar a nuestro país como firmante de un acuerdo sabiendo que no lo van a implementar; creo que es espantoso”, expresó.

En la misma línea, ayer el ex primer ministro irlandés Leo Varadkar llegó a advertir a los líderes mundiales que se abstengan de firmar acuerdos con el Reino Unido hasta que estén seguros de que el Gobierno vaya a cumplir con sus promesas.

Varadkar dijo que en un momento en el que el Reino Unido está buscando alcanzar acuerdos comerciales con terceros países.

“Seguramente el mensaje debe llegar a todos los países del mundo de que este es un Gobierno británico que no necesariamente cumple su palabra y no necesariamente cumple con los acuerdos que hace. Y no debe hacer ningún acuerdo con ellos hasta el momento en que esté seguro de que cumplen sus promesas, por ejemplo, como el protocolo”, alertó.

En este escenario de acusaciones y desconfianzas cruzadas, Irlanda acusó al Reino Unido de querer «cambiar las reglas del juego» al rechazar las soluciones de la UE incluso antes de que sean conocidas y pedir siempre más.

fuente telam