A un año de su muerte, un podcast se propone revelar qué fue lo que pasó con Diego Maradona

Comparte a través de:

El periodista y conductor Matías Martin es el anfitrión de «Los últimos días de Maradona», el podcast de Spotify que, a un año de la muerte del astro en circunstancias que la Justicia todavía intenta dilucidar, invita a sumergirse en detalles poco conocidos de lo que sucedió en las jornadas finales del «10».

«Para la gente va a ser conocer de una manera periodística, contada como un cuento emocionante, el último año de Diego, con un foco importante desde su cumple de 60 hasta su muerte, que repasa su lado humano y también los WhatsApp y los detalles de la causa», invitó el «host» del documental sonoro de seis episodios de entre 25 y 40 minutos, ya disponible desde ayer en la plataforma.

El conductor de «Todo pasa» en la radio Urbana Play y comentarista de los partidos de la Selección Argentina en la TV Pública es el encargado de llevar el ritmo en la versión nacional del podcast, que tiene la particularidad de contar también con adaptaciones para otras regiones con otros referentes del deporte y los medios, como Thierry Henry (en inglés y francés) y Jorge Valdano (para España y América Latina).

«Los últimos días de Maradona» se presenta como una investigación sobre lo que sucedió en los momentos finales de la vida de Diego, de cuya muerte se cumplirá mañana un año.

Producida por Adonde Media y Spotify Studios, el podcast cuenta con el testimonio de personajes clave de la etapa final de su vida, desde sus tiempos como entrenador de Dorados de Sinaloa, en México, hasta sus días de convalecencia en una casa de Tigre luego de ser operado por un hematoma subdural.

También pueden escucharse audios de WhatsApp de los imputados en la causa por su muerte y detalles de la pesquisa judicial aún en curso.

Télam: ¿Te acordás qué sentiste cuando conociste la noticia de la muerte de Maradona?

Matías Martin: Me tocó estar al aire cuando murió Diego. No había ido al estudio desde el comienzo de la pandemia y no termino de saber por qué fui ese 25 de noviembre y me enteré ahí, un minuto antes de salir en el programa. De hecho en el podcast aparece la apertura de mi programa. Me pasó de todo: me emocioné, me entristecí, me conmoví, me indigné, me preocupé, pero todo me pasó al aire. Fueron cuatro horas que al fin de cuentas me sirvieron para hacer una catarsis en vivo y acompañado. Suspendimos todo lo que teníamos e hicimos un programa como nos salió, y cuando volví a mi casa no hablé por tres o cuatro horas.

T: El podcast propone un recorrido por esos últimos días de Maradona, algo que a un año de su muerte sigue siendo todavía materia de investigación. ¿Es un podcast que marca posición sobre la causa?

MM: El podcast no revela ningún culpable, ni es el objetivo. Tuvo acceso a una causa judicial, pero no es que aporte datos que van a ser incorporados a esa causa. Todo lo contrario: hay un expediente, una causa kilométrica, enorme, a la que tuvo acceso el equipo de investigación y revela detalles que están dentro, algunos nombres, algunas decisiones que tienen que ver con traslados, recuperaciones, internaciones de Diego que fueron tomadas en momentos clave por el equipo que lo atendía y por su familia.

T: El podcast tiene seis versiones diferentes, cada una con un anfitrión distinto. ¿Qué aporte pudiste hacerle vos a la versión argentina?

MM: Hay anfitriones distintos en distintos lugares del mundo. Cuando me convocaron a principio de año, si bien era la figura de Maradona, que siempre es gigante, era un laburo más chico, más artesanal, con la idea de hacer un guion, de tener acceso al expediente y de conseguir los permisos legales para poder hacerlo. Como todo en la vida, o en la muerte en este caso, de Diego, fue creciendo. A lo largo de los meses se fue haciendo más grande. Apareció Thierry Henry para hacerlo en francés y en inglés, Valdano para España y Latinoamérica, hay un napolitano (Salvatore Esposito) que lo hace para Italia y una voz en portugués (Juca Kfuori) para Brasil. Pero yo creo que la versión original es la argentina, así que suelo pedir que escuchen esa porque el guion es nuestro y después se adaptó para los otros países.

Acá en Argentina no hay que explicar quién es Doña Tota, por decir una persona, en cambio en el podcast francés tenés que explicar un montón de cosas que para los argentinos están recontra sobreentendidas y sabidas.

T: ¿En qué difiere la tuya de las versiones de otras regiones?

MM: Creo que le pusimos nuestro toque argentino, nuestra emoción. Estamos hablando de Diego, que era muy argentino aún en su etapa italiana. No escuché los otros, pero el podcast argentino tiene una carga emocional que tiene que ver también con Diego, con su argentinidad y sus contradicciones.

T: ¿Qué recepción imaginás de un podcast como este en lugares no tan «maradonianos», como por ejemplo en el Reino Unido?

MM: Creo que para los maradonianos del mundo todo lo que tenga que ver con él es interesante. Creo también que para los menos fanáticos cabe la pregunta: «¿qué pasó para que Diego termine así ese 25 de noviembre, en ese lugar, rodeado de esa gente?». Va a despertar las reacciones más diversas en todo el mundo, como siempre.

Diego ha sido una contradicción caminando y no ha pasado inadvertido; el podcast se editó hace horas y ya recibí cientos de mensajes de gente conmovida, que lo escucharon ya entero y hasta dos veces todos los capítulos. Si me detengo a pensar, nada de lo que pasa con Diego al fin de cuentas te sorprende; la capacidad de asombro con él la superamos desde el primer minuto en que lo vimos.

Fuente Télam