image 514

Para Carignano, otorgar la residencia a migrante que vive en Malvinas es “un acto de soberanía” 

Compartí esta nota a través de :

La directora nacional de Migraciones, Florencia Carignano, consideró hoy como un “hecho histórico” el otorgamiento de la residencia argentina a una migrante cubana que vive en las Islas Malvinas y adelantó que un español realizó averiguaciones en el mismo sentido.

“Es un hecho histórico porque es la primera vez que sucede que una extranjera, una residente extranjera en territorio argentino, en este caso en las islas Malvinas peticiona para tener residencia argentina.

La lucha por la soberanía es reconocida no sólo por argentinos, sino por el mundo entero”, destacó Carignano en declaraciones a Télam Radio. 

Ayer, la migrante cubana que vive en las islas desde 2019, llamada Yamila Socorro Molina, recibió la residencia argentina de manos de Carignano.

La funcionaria contó hoy que Molina está viviendo en el archipiélago con su marido que es de nacionalidad chilena y relató: “Es técnica hidroponía y me cuenta que hay 86 latinos y que es muy difícil vivir en un ambiente que parece a simple vista, amistoso, pero que es bastante hostil, incluso hay algunos argentinos”.

En ese marco, reveló que “hay un segundo caso de un español que hizo ya una consulta también viviendo en Malvinas para tener la residencia Argentina”. 

Según explicó la directora de Migraciones, Molina informó que “la mayoría de los extranjeros en Malvinas sienten que es territorito argentino” y por eso ella “sentía la necesidad de tener legales sus papeles”.

“Dice: yo vivo en el territorio que considero que es argentino, quiero ser residente argentina; podría ser reciente chilena, pero dice: si yo vivo en territorio argentino quiero legalizar mis papeles porque para mí las islas Malvinas son argentinas”, indicó Carignano.

La titular de Migraciones afirmó que para el gobierno argentino este gesto por parte de Molina resultó “un notición” y lo calificó como “un acto de soberanía, sobre todo”.

En este sentido, Carignano explicó que el DNI como extranjera residente en la Argentina lo va a retirar “cuando vuelva de Cuba en octubre” y agregó que Molina hará una escala en el continente antes de volver a las Malvinas para trabajar. 

Finalmente, destacó la valentía del gesto de Molina: “Una hermana cubana que ha decidido con todo lo que le puede llegar a costar a ella volver allá, porque, a lo mejor, tenga algún costo, más allá de que ella entra con su nacionalidad cubana”. 

Fuente Tèlam

Scroll al inicio