image 485

“No hay que relajarse, River exige volver a ganar”, dijo González Pirez antes de jugar con Talleres

Compartí esta nota a través de :

El zaguero central de River Plate, Leandro González Pirez, una de las figuras del equipo campeón de la Liga Profesional de Fútbol, destacó hoy que “disfrutó el título obtenido hace cinco días” pero que ya están pensando en el partido de este jueves ante Talleres por la Copa Argentina, a jugarse en Mendoza.

“Disfruté el título, pero no me conformo. No hay que relajarse, River te exige volver a ganar y ahora tenemos que pensar en Talleres”, analizó González Pirez, de 31 años, en una charla que mantuvo con Télam.

El defensor dijo: “Por suerte pudimos ganar un partido difícil con Estudiantes que nos permitió ganar el título pero esto sigue, ahora se viene Talleres y después la Libertadores”, en alusión a la serie de octavos de final con Inter de Porto Alegre, Brasil.

Asimismo Pirez destacó que River fue el mejor equipo del torneo y explicó: “Fuimos los que más goles hicimos, los de mejor posesión, los que más partidos ganamos, los que más ataques conseguimos, por los números y por el juego fuimos justos campeones”.

En cuanto a su nivel personal y cómo se ganó el lugar tras arrancar de suplente, Pirez le confesó a Télam: “La exigencia que tiene River no es la misma que hay en otros equipos, entonces también te lleva un tiempo de adaptación, es totalmente entendible, pero bueno, estamos en un país también en donde los resultados tienen que ser inmediatos”.

Al tiempo que en este sentido, el primer marcador central destacó: “El fútbol argentino y la gente a veces no se banca mucho ese proceso de adaptación a los jugadores, piensan que por ahí tenemos que ser máquinas, venir, rendir y bueno, a veces lleva un tiempito de más”.

El ex jugador de Inter de Miami estuvo a punto de irse el año pasado cuando no logró continuidad con Marcelo Gallardo pero Martín Demichelis lo convenció para que siga y en el partido ante Tigre, además de hacer un gol, se adueñó de la titularidad para no perderla más.

Asimismo, el sábado en el partido ante Estudiantes se ganó una gran ovación al ser gestor de la jugada del primer gol de Lucas Beltrán sobre la que contó: “La verdad que se dio una jugada divina, me parece que Lucas también la hizo mejor todavía”. 

“Porque metiendo ese gol de volea, de primera, la concretó -se explayó- porque la realidad es que si Lucas la tiraba afuera no pasaba absolutamente nada, y nadie se acordaba de la jugada, el mérito es de él por como definió”.

En este sentido confesó: “La realidad es que nos inculcan que presionemos adelante, que presionemos alto, que recuperemos tras pérdida, es un poco lo que tratamos de hacer, de marcar en ataque, de estar siempre atentos a esas pelotas largas o esos rebotes”.

Fuente Tèlam

Scroll al inicio