image 458

Díaz-Canel afirma que América Latina y el Caribe “no fueron una prioridad real” para la UE

Compartí esta nota a través de :

El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, subrayó hoy que América Latina y el Caribe “no han sido una real prioridad para la Unión Europea (UE)”, al hablar en Bruselas ante el plenario de la cumbre entre el bloque europeo y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac).

“En 1999, con grandes expectativas, acordamos avanzar hacia una Asociación Estratégica entre América Latina, el Caribe y Europa. Una evaluación honesta concluiría hoy que fuera de los discursos y los sueños, tal Asociación Estratégica prácticamente no existe”, expresó Díaz-Canel al intervenir durante el encuentro que culmina hoy en la capital de Bélgica. 

El mandatario cubano aseguró que en los 24 años que transcurrieron desde la firma de ese documento, la Celac “no ha sido una real prioridad para la UE y una clara demostración son los ocho años transcurridos sin que se realizaran cumbres”, según una copia del discurso publicada en la página web del Ministerio de Relaciones Exteriores cubano.

Díaz-Canel resaltó que se vive una etapa de “profundos cambios y desafíos” a nivel global, lo cual también abre una ventana de oportunidades para “construir mejores relaciones: más justas, equilibradas, solidarias y cooperativas para mejorar la vida de nuestros pueblos”.

En ese sentido, subrayó que la región “no es el traspatio de los Estados Unidos” ni una colonia que necesite consejos, por lo que no aceptará ser tratada como “simples suministradores de materias primas”.

“Somos países independientes y soberanos, con una visión de futuro en común (…) La expoliación colonial y el saqueo capitalista convirtieron a Europa en acreedora y a América Latina y el Caribe en deudores”, se quejó el mandatario cubano, quien criticó que las políticas financieras de la UE sigan imponiendo barreras al desarrollo de la región. 

Por ello, planteó “una reforma integral” de la arquitectura financiera, así como la búsqueda de soluciones “al grave problema de la deuda externa” la cual, dijo, fue pagada “varias veces” por países de América Latina y el Caribe.

Por otro lado, llamó a que se respeten los principios de igualdad soberana y de no injerencia en los asuntos internos de los Estados. 

“El respeto al derecho inalienable de cada país de decidir su propio sistema político, económico y social, sin imposiciones de pretendidos paradigmas culturales, democráticos y de derechos humanos debe primar en nuestras relaciones”, afirmó Díaz Canel, quien evaluó que “la única alternativa al actual desorden internacional es un orden mundial más cooperativo, justo y solidario”.

Finalmente, se mostró a favor de que esta cumbre redunde en acciones concretas en pos de la seguridad alimentaria y en contra del cambio climático, entre otras cuestiones. 

Por último, agradeció “la sólida posición” de la Celac y la UE para rechazar el “recrudecido bloqueo impuesto por los Estados Unidos a Cuba por más de 60 años y a la inclusión de Cuba en la fraudulenta y unilateral lista de países supuestamente patrocinadores del terrorismo”.

Fuente Tèlam

Scroll al inicio