445599 5

La primera abogada indígena fueguina es bisnieta de una reconocida exponente del pueblo Selk´nam

Compartí esta nota a través de :

La bisabuela de Antonela Guevara, la primera abogada indígena de Tierra del Fuego, es Enriqueta Gastelumendi, descendiente directa del pueblo Selk´nam que habitó la zona norte y centro de Tierra del Fuego durante miles de años antes de la llegada de los europeos.

Conocida también como la “India Varela”, aunque a ella no le gustaba ese apodo, Gastelumendi fue una talladora artesanal de prestigio y por ello está considerada una de las mayores exponentes de la cultura de la región.

Hija de madre Selk´nam, María Felisa Cusanchi, y padre español, Ramón Gastelumendi, había nacido el 15 de julio de 1913 en la estancia Viamonte de la ciudad de Río Grande, siendo la menor de cinco hermanos en una época en que la población originaria se había reducido a unas 500 personas.

Desde pequeña ya tallaba figuras de animales de la zona en madera de lenga, y continuó haciéndolo cuando la familia se trasladó primero a la estancia Harberton y más adelante a la estancia Moat, sobre la costa del Canal Beagle.

Sin embargo, al fallecer su padre, Enriqueta quedó al cuidado del encargado de la estancia, Jesús Varela, quien primero fue su padrastro y luego, al cumplir 13 años, se convirtió en su marido a instancias de la madre de la joven, que la obligó a casarse.

“Tuvo hijos producto de violaciones. Ella fue sumamente infeliz y triste durante esos años y por eso no le gustaba el apodo de India Varela, no por el condimento indígena, sino por el apellido de su esposo”, recordó su bisnieta en diálogo con Télam.

Ya radicada en Ushuaia sus tallados comenzaron a ser vendidos al turismo, y en la capital fueguina trabajó como docente en el taller de libre expresión de la Dirección de Cultura y como maestra de tallado en el colegio Don Bosco.

Luego confeccionó la llave de la ciudad y se la reconoció como ciudadana ilustre en 1993.

Llevan su nombre la Casa Municipal de la Cultura, la biblioteca de la Escuela Nº9 de Ushuaia, un colegio secundario y la feria del paseo de los artesanos.

Falleció el 29 de agosto de 2004, a los 91 años, como consecuencia de una neumonía que se le había presentado en junio de ese año.

“Fue un prócer viviente de la comunidad indígena en el momento de su creación y un ejemplo para mí. En honor a ella yo no puedo permitirme renunciar a ninguna lucha”, afirmó su bisnieta y primera abogada representante del mismo pueblo originario.

Fuente Télam

Scroll al inicio